SaaS (Software como Servicio) ¿Qué es? Beneficios y Ejemplos

by José Luis Pérez enero 20, 2016
SaaS (Software como Servicio) ¿Qué es? Beneficios y Ejemplos

¿Qué es SaaS (Software como Servicio)?

El Software como Servicio, también conocido por sus siglas en inglés como SaaS (Solution as a Service), consiste en la utilización de una aplicación o software que está basado en la nube a través de Internet, los ejemplos más comunes del día a día que usamos serían el correo electrónico, y las herramientas ofimáticas como Excel, Word, o Power Point.

A nivel empresarial, una solución SaaS es un software que se adquiere de un proveedor a través de su uso integral en la nube, normalmente es un modelo de negocio basado en el pago por uso, normalmente establecen planes para que cada cliente adquiera y pague sólo por uso real que tiene en el momento de la contratación, con la posibilidad de escalar el servicio en el futuro si así la empresa lo requiere por el crecimiento que esta tenga, sin necesidad de comprar costosas licencias ni pagar infraestructura ni mantenimientos por ellas.

El modelos de SaaS permite que una empresa que empieza pueda ejecutar aplicaciones o software importantes para su desarrollo comercial con un coste inicial mínimo, adaptados a sus necesidades en todo momento.

El uso de SaaS está creciendo especialmente en los mercados de aplicaciones utilizadas para la gestión de recursos humanos, contenidos web, correo electrónico, relación con clientes (CRM), videoconferencias, contabilidad y ERPs.

Beneficios de SaaS

Pocos obstáculos para iniciar: Con el modelo de Software como Servicio las empresas, sin necesidad grandes inversiones iniciales en licencias ni de mantenimientos continuos, pueden obtienen toda la sofisticación y las funcionalidades de los grandes software empresariales adquiridos tradicionalmente. Además, con SaaS las empresas empiezan a usarlo de forma inmediata, ya que el software está instalado y configurado en la nube del proveedor.

Alto nivel de accesibilidad: Las aplicaciones bajo la modalidad de SaaS están disponibles desde cualquier equipo o dispositivo con acceso a Internet, y desde cualquier lugar del mundo mediante el uso del Cloud Computing de SaaS. Este tipo de plataformas tienen altos índices de adopción y prácticamente sin necesidad de capacitación.

Costos iniciales muy bajos: El software como servicio tienen un coste inicial muy bajo debido a que no hace falta instalar o invertir en infraestructuras, ni una inversión alta en la compra de licencias. Para empezar solo hace falta comprar el plan (pago único por uso) que más se adapta a nuestras necesidades y se puede empezar a usar la aplicación casi de forma inmediata.

Realizar actualizaciones sin esfuerzos: Gracias a que los proveedores de soluciones SaaS gestionan totalmente toda la aplicación en la nube, el proveedor también se ocupa como parte del servicio de las actualizaciones que se requieran del software, de la disponibilidad y de todo lo necesario para garantizar un excelente experiencia de usuario sin importar la cantidad de usuarios de dicha aplicación.

Amplio abanico de integraciones: Lo normal es que los sistemas de SaaS permitan que las empresas puedan regular el cumplimiento de los requisitos de software continuamente, según sus requerimientos y necesidades comerciales. Los proveedores de SaaS ofrecen personalización para que las empresas puedan satisfacer sus necesidades individuales, y además proporcionan interfaces para programación de aplicaciones (API) que permiten la integración con la mayoría de las aplicaciones existentes en cada sector.

Ejemplos del Software como Servicio (SaaS)

Como ejemplo, primero queremos mencionar las soluciones SaaS que tenemos en Comunycarse, una de ellas es eComFax, una solución para enviar y recibir faxes desde la nube, ya sea desde el correo electrónico o desde la página web oficial de la solución. La otra es Recordia, una solución en la nube que graba llamadas e interacciones de las comunicaciones unificadas de las empresas.

Ambas soluciones, son bajo la modalidad SaaS, esto quiere decir que el cliente no tiene que invertir en máquinas, papel, tónes, ni mantenimientos para enviar o recibir faxes por ejemplo, además de otras ventajas como el almacenaje de los faxes, pueden ser buscados por palabras claves y se mantiene la información de seguimiento sobre quién envía, recibe o accede a los documentos. Cosa que con el fax tradicional sería muy difícil, además ya está demostrado que las máquinas de fax son un hueco de seguridad de la información en las empresas.

Otros ejemplos de uso diario serían:

  • Spotify
  • Gmail
  • Mailchimp
  • Netflix
  • Dropbox
  • entre muchas otras más.
Rating:
[Total:6    Promedio:4.8/5]