¿Qué es Microsoft Azure y cómo funciona?

by José Luis Pérez julio 31, 2018
¿Qué es Microsoft Azure y cómo funciona?

Si has seguido las noticias de Microsoft, es muy probable que hayas oído hablar de Microsoft Azure, anteriormente conocido como Windows Azure. Este servicio de computación en la nube (Cloud Computing) es una gran parte del negocio de Microsoft, y compite con servicios similares de Amazon y Google.

Comunycarse tiene dos soluciones en la nube: Una solución para la grabación de interacciones y otra solución para enviar y recibir faxes virtuales.

Computación en la nube

Microsoft Azure es un servicio de computación en la nube que funciona de manera similar a Amazon Web Services (AWS) y Google Cloud Platform.

Por «computación en la nube», no nos referimos al término simple que a menudo se aplica a los servicios que almacenan sus datos en un servidor remoto en algún lugar. Nos referimos a la informática real como un servicio para empresas, organizaciones e incluso personas que desean aprovecharla.

Tradicionalmente, las empresas y otras organizaciones albergarían su propia infraestructura. Una empresa tendría su propio servidor web (o servidor de correo electrónico, o lo que sea) en su propio hardware. Si se necesitara más potencia, la empresa tendría que comprar más hardware de servidor. La empresa también tendría que pagarle a alguien para que administre ese hardware y pagar una conexión a Internet sólida para atender a sus clientes. Alternativamente, hay empresas de alojamiento que alojan sus servicios en algunos de sus propios equipos en sus data centers, por una tarifa.

La computación en la nube funciona un poco diferente. En lugar de ejecutar tu propio hardware o pagar por el uso de algún hardware específico en el data center de otra persona, solo pagas por el acceso a un conjunto masivo de recursos informáticos proporcionados por Microsoft (o Amazon o Google). Esto te permite alojar servidores web, servidores de correo electrónico, bases de datos, servidores de almacenamiento de archivos, máquinas virtuales , directorios de usuarios o cualquier otra cosa que desees. Cuando necesitas más recursos informáticos, no tienes que comprar hardware físico. La «nube» comparte el hardware y asigna automáticamente el trabajo según sea necesario. Paga sólo por los recursos informáticos que necesitas, y no un número específico de servidores de hardware en un rack en alguna parte.

Los servicios que despliegas de esta manera pueden ser servidores públicos disponibles para todos o parte de una «nube privada» que se acaba de usar en una organización.

¿Cuál es el punto?

Hay un coste inicial mucho menor al usar la computación en la nube. No tienes que invertir un montón de dinero para crear tu propio data center, comprar hardware para ello y pagar a un personal. No hay riesgo de pagar en exceso por demasiado hardware, o comprar muy poco y no tener lo que necesita.

En cambio, aloja todo lo que necesitas en «la nube» proporcionado por un servicio como Microsoft Azure. Solo pagas por los recursos informáticos que usas, a medida que los utilizas. Si necesitas más, puede ampliarse instantáneamente para manejar la alta demanda. Si necesitas menos, no estarás pagando más de lo que necesita.

Todo, desde el sistema de correo electrónico interno de una empresa hasta sitios web y servicios públicos para aplicaciones móviles, se alojan cada vez más en plataformas en la nube (Cloud) por este motivo.

¿Cómo funciona Microsoft Azure?

El sitio web de Microsoft Azure proporciona un directorio de cientos de servicios diferentes que puedes usar, como Recordia, eComfax, incluidas máquinas virtuales completas, bases de datos, almacenamiento de archivos, copias de seguridad y servicios para aplicaciones móviles y web.

Este servicio se llamaba originalmente «Windows Azure», pero pasó a «Microsoft Azure» porque puede manejar mucho más que Windows. Por ejemplo, puedes ejecutar máquinas virtuales Windows o Linux en Azure, lo que prefiera según tus requerimientos.

Al explorar estos cientos de servicios, verás que puedes hacer prácticamente cualquier cosa. Y para cualquier cosa que Azure no ofrezca en un servicio fácil, puedes configurar una máquina virtual Windows o Linux que aloje cualquier software que desees utilizar. Incluso podrías alojar un escritorio de Windows o Linux en la nube en una máquina virtual y conectarte de forma remota. Es solo otra forma de utilizar recursos informáticos remotos.

Gran parte de lo que Azure hace no es exclusivo de Azure. Amazon, Microsoft y Google están compitiendo. Amazon Web Services, por ejemplo, es el líder en el campo, por delante de las ofertas de Microsoft y Google.

Azure Active Directory y Windows 10

Microsoft también está usando Azure para extender Windows de algunas maneras importantes. Tradicionalmente, las organizaciones que querían tener un directorio central de usuarios y la administración de sus PC necesitaban ejecutar su propio servidor de Microsoft Active Directory. Ahora, además del software tradicional de Active Directory que se puede instalar en un servidor de Windows, una organización puede usar Azure Active Directory.

Azure AD es el mismo tipo de cosas, pero alojado en Microsoft Azure. Permite a las organizaciones tener todas esas funciones de administración centralizadas sin requerirles que alojen su propio servidor de Active Directory (y configurar la infraestructura a menudo complicada y los permisos de acceso necesarios para que funcione de forma remota).

Estos servicios no son idénticos, pero Microsoft apuesta claramente a que Azure AD es el futuro. Los usuarios de Windows 10 pueden unirse a Azure Active Directory a través de la función «Acceso laboral», y el servicio Office 365 de Microsoft utiliza Azure Active Directory para autenticar a los usuarios.

¿Cómo cualquiera puede usar Azure?

Cualquiera puede utilizar Microsoft Azure. Simplemente dirígete al sitio web de Azure y podrás registrarte para obtener una nueva cuenta. Cada cuenta viene con €170 en crédito que puedes utilizar durante los primeros 30 días, por lo que podrás comenzar y ver cómo Azure funciona para tu negocio. También obtienes una cierta cantidad de servicios gratuitos durante el primer año, incluido el acceso a máquinas virtuales Linux, máquinas virtuales Windows, almacenamiento de archivos, bases de datos y ancho de banda.

Por supuesto, todo esto es realmente útil para las personas y organizaciones que desean alojar servicios o desarrollar aplicaciones. Si solo eres un usuario de Windows, o un usuario de cualquier otra plataforma, no necesita utilizar estas cosas. Pero los desarrolladores que crean y alojan sus aplicaciones a menudo usan servicios como Microsoft Azure, Amazon Web Services o Google Cloud Platform. Y si posees una empresa, puedes ahorrar algo de dinero (y algunos dolores de cabeza) al permitir que Microsoft Azure maneje tu infraestructura.

Conoce ahora nuestras soluciones SaaS: Recordia y eComfax.

Rating:
[Total:9    Promedio:4.9/5]
Compártelo / Share it